De conformidad con los principios que contiene el capítulo anterior, la Confederación de Trabajadores de México luchará:

I. SOCIAL Y SINDICALMENTE

  • Porque los principios y mandatos de la Revolución Mexicana se cumplan.
  • Por una sociedad distributiva con más ocupación, menos pobreza, más consciente de que los resultados del esfuerzo colectivo deben distribuirse equitativamente.
  • Por la supresión radical de la corrupción y de la inseguridad.
  • Porque las normas del derecho social, invariablemente, eviten la explotación del hombre por el hombre y garanticen al trabajador, cualquiera que sea su actividad, mejores condiciones de vida, salud, empleo, retribución justa, habitación y recreación para poder vivir con dignidad.
  • Por el mantenimiento del régimen democrático, a través del voto libre directo y secreto, para sí misma y en las organizaciones confederadas o representaciones, excluyendo o desconociendo a quien o quienes en contra de la voluntad mayoritaria de sus representados obtengan o persistan en los cargos de elección, o bien las utilicen en contra de los intereses de estos últimos.
  • Porque los intereses individuales se vinculen colectivamente para su plena realización.
  • Por el respeto a la plena libertad de la Confederación y sus organizaciones en la toma de decisiones, sin presiones o interferencias externas.
  • Por la permanencia del Congreso del Trabajo en la vía democrática y revolucionaria.
  • Por la formación de la Central Única de Trabajadores conforme al ideario y principios de la Revolución Mexicana.
  • Por obtener la unidad y plena solidaridad clasistas para corregir o rechazar cualquier determinación contraria a los intereses del proletariado.
  • Por el mantenimiento de los regímenes democráticos y el respeto a la soberanía nacional.
  • Porque los trabajadores y clases proletarias queden eliminados de la explotación y de los agobios por los desajustes o crisis económicas.
  • Por el acceso a los medios de comunicación y a su conducción objetiva, veraz e imparcial.
  • Por el libre ejercicio y pleno respeto a los derechos de asociación, contratación colectiva y de huelga.
  • Por la constitución de Sindicatos Nacionales de Industria superando el sindicalismo aislado y débil que limita o retarda los avances proletarios.
  • Por un agro fortalecido que reduzca e impida la emigración de los campesinos.
  • Por la superación de los grupos sociales marginados y su inclusión a la lucha por el logro de los beneficios de una distribución equitativa de la riqueza.

II. LABORAL Y ECONÓMICAMENTE

  • Por jornadas menores sin que la reducción impida al trabajador recibir el salario remunerador de la jornada legal y prestaciones complementarias.
  • Por un salario auténticamente remunerador que proporcione al trabajador y a su familia una existencia humana digna.
  • Por el debido cumplimiento de la obligación de proporcionar a los trabajadores vivienda cómoda e higiénica con preferencia a los que más la necesitan e incrementando hacia ellos la aportación patronal y la del Estado.
  • Por la consolidación del INFONAVIT como auténtica institución de Estado tripartita al servicio de los trabajadores.
  • Por la consolidación y fortalecimiento del Instituto Mexicano del Seguro Social como órgano máximo de la seguridad social en México.
  • Por la creación de un seguro de desempleo.
  • Por una correcta administración de los fondos de retiro, que garantice seguridad, rendimientos justos y pensiones dignas para los trabajadores.
  • Por la capacitación de los trabajadores a cargo de los patrones conforme a un sistema nacional programado y administrado tripartitamente por representaciones de los trabajadores, empresarios y Estado.
  • Por un sistema jurídico con mayores prestaciones para los trabajadores que imponga la ocupación para discapacitados, limitados por algún riesgo en el empleo, jubilados o pensionados.
  • Por una justicia obrera eminentemente tutelar, pronta, expedita, especializada y libre de corrupción.
  • Por la exclusión de otras jurisdicciones en las que se planteen o resuelvan controversias que provengan de la relación de trabajo, particularmente las inconformidades por el reparto de las utilidades de las empresas a los trabajadores o las relacionadas con el fondo para el retiro.
  • Por la estricta observancia del artículo 123 constitucional y leyes reglamentarias y su aplicación por las autoridades competentes.

Por la contratación colectiva que, independientemente de otras prestaciones, establezca:

a) Cuarenta horas como máximo, en cinco días de trabajo por dos de descanso, con el pago de salario íntegro.

b) Salarios remuneradores que correspondan al esfuerzo realizado por el trabajador y al valor del producto.

c) Vacaciones pagadas con salario doble, de duración bastante para que el trabajador conserve su salud y recupere sus energías.

d) Obligación de los patrones para absorber el pago de la cuota obrera correspondiente al Instituto Mexicano del Seguro Social.

e) Centros vacacionales para el disfrute de los trabajadores y sus familias.

f) Igualdad de oportunidades para las mujeres y los jóvenes.

g) Creación de guarderías para los hijos de las mujeres trabajadoras.

h) Fomento y ampliación de la educación para los jóvenes trabajadores.

  • Por la industrialización del campo a fin de lograr que los campesinos sean autosuficientes evitando la intermediación y la venta de las materias primas trianguladamente en los mercados internacionales y a precios irrisorios.
  • Por el fortalecimiento del pacto obrero-campesino, la modernización del agro y el desarrollo de la industria en el campo.
  • Por la consolidación económica del país.
  • Por el constante mejoramiento de las condiciones generales de vida de la clase trabajadora.
  • Por la distribución equitativa de la riqueza.
  • Por la planeación industrial y el empleo de técnicas avanzadas, tendientes a lograr el mayor desarrollo económico, cuidando que ello no implique desocupación de la mano de obra, ni gastos indebidos de regalías por el uso de patentes o tecnologías obsoletas.
  • Por el cumplimiento de leyes que reglamenten las inversiones extranjeras que, en todo caso, deben ser complementarias del capital nativo, con la obligación de reinvertir sus utilidades en la ampliación y perfeccionamiento de las empresas.
  • Por el respeto a la soberanía nacional.
  • Por la conservación del medio ambiente y la ecología.

III. INTERNACIONAL Y SOLIDARIAMENTE

  • Por la fraternidad y solidaridad con todos los trabajadores del mundo.
  • Por la paz con progreso y justicia social.
  • Por la abolición de toda política que tienda a vulnerar el derecho de autodeterminación de los pueblos y soberanía de las naciones.
  • Por un desarrollo económico de los países en proceso de industrialización firme, autosuficiente, solidario y de bienestar social.
  • Por mercados directos entre países en desarrollo con precios justos para las materias primas y los satisfactores.
  • La proscripción de la guerra y el uso bélico de la energía atómica y otras armas de destrucción multitudinaria.
  • Por la exclusión de tendencias confesionales o de predominio en las relaciones internacionales y nacionales.
  • Por el derecho de autodeterminación de los pueblos, así como el que tiene la clase trabajadora para decidir sin influencias o tutelajes extraños sobre sus propios destinos.
  • Por una lucha constante y temas a fin de sustraer de vejaciones o atropellos a los connacionales que emigran.
  • Por demandar ante los organismos internacionales el respeto a los ilegales que se introducen en los Estados Unidos, así como solicitar de la solidaridad del proletariado mundial y asociaciones humanitarias su intervención para combatir la violación de sus derechos y laborales.

IV. POLITICAMENTE

  • Por la permanencia en el poder de la corriente revolucionaria, sin retrocesos y visión progresista.
  • Por la no intervención de los grupos religiosos en las decisiones nacionales.
  • Por la participación política, reconociendo la pluralidad, a fin de conservar los principios e ideario que beneficien a los trabajadores, campesinos y grupos sociales marginados.
  • Por una representación política comprometida con las causas populares.
  • Por la integración representativa de los cuadros políticos en comunicación permanente con los electores.
  • Por una decidida lucha por terminar con todo tipo de corrupción.